miércoles, 21 de enero de 2009

Personificadores...

Todos nos comportamos de distinta manera según las circunstancias, las personas con las que nos relacionamos y un sin fin de variables, es cierto, pero la mayoría no se comporta de una manera espontánea, de una manera en la que su Yo real, su esencia se manifieste en cada una de sus acciones aunque varíen las circunstancias. De alguna manera esas personas se ven abocadas a personificar aquello que consideran que deben ser, aquello que la sociedad les impulsa y apremia a ser; mientras tanto la frescura, la creatividad, la voz interior que nos marca el rumbo correcto se apaga a fuerza de tanto cambio.
No creo en ningún maestro, simplemente hay que aprovechar el conocimiento que otros nos han aportado dando lo mejor de su esencia, pero nada más, el resto del camino hay que hacerlo sólo, hay que recorrer todas las sendas, todos los caminos que la vida nos vaya presentando. Ninguna palabra escrita u oída puede sustituir a la experiencia, a la acción.
Nunca se llega uno a conocer del todo, eso es imposible, pero cuanto más se conoce uno a sí mismo mayor es la posibilidad de poder ser espontáneo, que aflore la verdadera esencia de cada uno de nosotros, naturalmente hablo de aquellas personas cuya salud mental sea equilibrada; de esta manera cuando se expresa la propia naturaleza se llega momentos plenos de humanidad en la que no hay trajes, máscaras o cambios de color camaleónicos.
El que es él/ella mism@ es alguien que ha dejado de cambiar de color, SER y DEBER SER se convierten en la misma cosa, puesto que lo que es, es espontáneo, esencial; sabe que está bien como está. Se deja de habitar en el mundo de las polaridades y se sumerge en las sinergias que las trascienden. Ha impregnado de su propia esencia su conducta, esa esencia humana que en sus estándares más sanos, saludables e ideales no alberga maldad, daño ni doblez.
Hace frío y ha salido el sol, dentro de una hora saldré a correr, un día más, perfecto en sí mismo, hago lo que cada día me propone, sea igual o diferente. Miro por mi ventana y veo el sol acariciando las adelfas jóvenes, el árbol se mece suavemente con una suave brisa de poniente. El cielo está azul hoy, muy azul. Todo está bien.
Sed felices o, al menos, intentadlo.

8 comentarios:

ainhoa dijo...

Te educan como mejor saben y sobreprotegen, muchas veces en exceso y eso hace que no se brille con luz propia, que no se sepa tomar una decisión o ni siquiera dar tu opinión, crecer rodeado de miedos y habiendo escuchado tantas veces, no hagas esto no hagas lo otro.....que al final no sabes quien eres, ni que quieres en la vida....mi voz interior se hizo notar y me desmantelo todo lo que yo creía que debía ser mi vida y sufrí mucho...pero hoy por hoy doy gracias por ello porque hay empezó mi crecimiento personal, descubrí quien era y que quería...y las personas que me querían de verdad estan aun a mi lado y las que no se fueron, no les interesaba ni mi cambio ni yo...si que es verdad que nunca nos conocemos del todo porque yo todavía me sorprendo de muchas sentimientos que afloran en mi que pensé no tener, pero me encanta...los acepto y disfruto...
Cuando uno da el paso de salir del circulo, empieza ha descubrir su verdadera esencia...Yo lo hice, que te voy a contar y soy feliz, disfruto el dia a dia y cada momento, hago lo que quiero no lo que me dicen que debe hacerse, si me tropiezo ya he aprendido algo, esa es la vida...
Uffff por poco hago una entrada, perdón por extenderme pero este es un tema del que se puede hablar y comentar mucho y más cuando descubres tu yo interno.
Gracias por hablar de ello y un fortísima abrazo.

sky-walkyria dijo...

espontaneo es el Sol
cada mañana
en su salto por el Este

y tu corazon cuando salta
a la vista del sol naciente

Javi Subias dijo...

Retomo un fragmento del post que escribí en mi blog a principios de año :
-“Algunos propósitos no tienen el glamour de un cambio existencial en tu vida, pero en definitiva, significan no dedicar tanto tiempo a seguir intentando ser quien no eres, y si un poco más a disfrutar de quien si eres o te gustaría ser junto a las personas que quieres”-

Espartano dijo...

Me a gustado mucho esta frase:
"Ninguna palabra escrita u oída puede sustituir a la experiencia, a la acción".

Gracias por tus palabras...

la granota dijo...

Sobre eso, me encanta una frase de Groucho: "Tengo mis principios, y si no le gustan, tengo otros"

Sylvie dijo...

Totalmente de acuerdo...cuando más se conoce uno mismo (aunque nunca sea del todo), siempre actuará mucho más como es...


Besitos.

merak dijo...

la forma de actuar de als personas depende de muchos factores, del entorno, del aprendizaje vicario...
estoy contigo en que uno tiene que experimentar, quye de nada v ale que te lo cuenten, porque para cada uno, la experiencia es diferente... no hay dos sensaciones iguales, cada uno vive la suya... y hay que experimentar aunque te equivoques, porque equivocarse forma parte del aprendizaje.
abrazos

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

pones muchos puntos en pie de guerra... me gusta la gente que pone el dedo en la herida... y el final ¡chapeau!
buen finde